Parámetros Clave para Aguas Residuales de la Industria

En este caso, trabajamos dentro del marco establecido por la Ley N° 1333 de Medio Ambiente y sus Reglamentos, principalmente los siguientes:

RASIM – Reglamento de Aguas para el Sector Industrial Manufacturero

RASH – Reglamento de Aguas para el Sector Hidrocarburos

RASM – Reglamento de Aguas para el Sector Minero

pH

El monitoreo continuo del pH juega un importante papel de alertar a una planta sobre los ajustes de proceso necesarios mucho antes de que ocurra una violación. Además, el monitoreo del pH en diversas etapas dentro del proceso de tratamiento de aguas residuales es crucial para mantener la salud de los microorganismos, optimizar el uso de productos químicos, optimizar el uso de compuestos químicos y prevenir la corrosión para controlar costos.

Oxígeno disuelto

El proceso de lodo activado para el tratamiento de aguas residuales exige un suministro constante de oxígeno para poder funcionar efectivamente. Si el oxígeno es insuficiente los organismos se aletargan, lo que hace que los organismos facultativos sean menos eficientes y favorece la producción de productos intermedios con mal olor. Puesto que este proceso constituye aproximadamente 70% de los costos de energía de las plantas de aguas residuales, el monitoreo preciso y el control del oxígeno permiten procesos efectivos y eficientes.

Sólidos Suspendidos Totales (TSS)

Las mediciones de sólidos suspendidos totales se usan por lo general para monitorear y controlar los sistemas de flotación de aire disuelto, el equipo de deshidratación, la alimentación y el efluente del clarificador, el lodo activado de retorno (RAS) y el lodo activado residual (WAS). Cuando se aplican a sistemas de alimentación de polímero, el control adicional resultante con frecuencia produce importantes ahorros de polímero.

Materia orgánica

Las aguas residuales de una planta de pulpa y de papel con frecuencia están contaminadas con altas cargas orgánicas y una fuerte coloración. Se requieren tratamiento químico y procesamiento físico para reducir estas cargas a niveles aceptables para volver a usar las aguas residuales en el proceso de fabricación de papel o descargarlas al medio ambiente.

Para poder administrar eficientemente el tratamiento de materia orgánica, se pueden vigilar varios parámetros. La demanda bioquímica de oxígeno (DBO) se usa para reportes. Sin embargo, puesto que la prueba demora 5 días, se pueden usar pruebas sustitutas como demanda química de oxígeno (DQO), carbono orgánico total (TOC), y coeficiente de absorción espectral (SAC). La DQO, un procedimiento de laboratorio relativamente sencillo, reduce el tiempo de prueba a 2 horas. La vigilancia de TOC en línea proporciona resultados cada 15 minutos y la SAC en línea monitorea de manera constante. Estas pruebas proporcionan control en tiempo real y brindan una detección temprana de derrames

No se admiten más comentarios